28 de junio de 2011

Una noche cualquiera






El azul suave no presagiaba la tormenta. Cuando llegó, los encontró desprevenidos. Los truenos agitaron las conciencias, los rayos iluminaron las penas, el agua empapaba los corazones.

Mientras se ahogaban en un mar de dudas, dejó de llover… el uno al otro se secaron la espalda.


Fotografía robada, sustraída, prestada... del blog "Sé positivo siempre".



30 comentarios:

Elvira dijo...

Me encanta la escena. Un beso

María dijo...

No hay nada tan cambiante como el cielo, en el mar...ni nada tan precioso ( a parte de otras obviedades que empiezan por M:-)...pasa de azul, a blanco, de blanco a rojo y a veces...por suerte, no demasiadas, desde lo profundo viene una oscuridad oscura que se deslizándose sobre las olas y en segundos lo inunda todo de negro...De pronto, te empapa por fuera y te hace tiritar por dentro...En esos momentos, incluso más precioso que el mar y que el cielo, es que haya alguien al lado junto a quien puedas acurrucarte, que te abrace fuerte y te acompañe, mientras pasa la tormenta...¡¡si te seca la espalda!! ¡¡jo, MARINITA, ya... el cielo!! mu bonito todo...jajaja

La foto, no es demasiado alegre, es el mar y él siempre es una belleza..eso sí, seguro que el corazón de quien la hizo, incluso ese día....estaba radiante:))

Muaaaaaaaaaaksss a millones, toallas para repartir y sol a raudales para todos.

Que tengas un día precioso y llenos de besos, como tú MARINITA, guapa.

Para JABO otro beso.

¿Has visto lo que he madrugado hoy? creo que soy la segun... a hora, me voy pitando a la guerra, a mis guerras..quiero decir:))



Gracias por todo, cosa guapa, tú sabes ++++++

Jose dijo...

El mar me encanta por eso me paso grandes temporadas contemplándolo tan generoso es cada día está siempre en estado cambiante.

Puedo prometer y promete y también ante cualquier estrado lo afirmo, que nunca he sido celoso lo afirmo no lo seré¡leñe! que en seguida dais cosas por ciertas y hechas.

Además no se llama Fatima.

Saludos

Asun dijo...

Es que muchas de las tormentas llegan sin previo aviso, y aun cuando se barruntan siempre acaban sorprendiéndonos.

Un beso, ladronzuela.

CarmenBéjar dijo...

Me he imaginado a los personajes de tu relato en la Playa de la Concha, con la galerna de ayer, corriendo a refugiarse mientras el viento les arrastraba por llevar las toallas desplegadas cual velas de barcos.

Besitos

Jabo dijo...

Hola: una tormenta de formación rápida se da en mi tierra con frecuencia, en el mar Cantábrico, sobre todo después de días de calor exagerado.Se llaman galernas.

Como dice Carmen Béjar, es cerca de San Sebastian, y aunque no es de la tormenta de ayer, se le parece mucho.
Cuando la atmósfera se carga mucho,sube la presión atmosférica y es necesario descargar.

Aquí se da así, con truenos que agitan conciencias; con rayos que iluminan penas y con agua que empapa los corazones. Y es bonito mojarse debajo de ella, sobre todo si tienes tu amor al lado.
Abrazo. Jabo

Sara O. Durán dijo...

¡Aaaaay Qué rico! Bueno... Sin ahogarse, ni siquiera en dudas y sin que sean muy ensordecedores los truenos, ni tan cercanos.
Gracias bonita niña concreta.
Un beso dentro de la conchita, que está junto al erizo. Si no te llega por el alto oleaje, toncs te lo mando para entregartelo en mano con una gaviota.

Cabopá dijo...

Me gusta eso de, que dejó de llover mientras se ahogaban en un mar de dudas y si encima te secan la espalda todavía más...
Besicos.

Pruden dijo...

Gracias, Marina, me encantan los relatos que comienzan su discurso una vez acaban, como ese anochecer que deja la playa sin agua hasta el siguiente amanecer.

Abejita de la Vega dijo...

Estamos muy "marinas". Estuve en el Cantábrico, sobre el Cantábrico, la misma tarde de la galerna. Teníamos previsto un paseo en barco, en Bermeo y lo tuvimos que hacer más corto. Aún así, lo puedes ver en mi entrada, las olas ya anunciaban algo. Bellísimo.

El mar enfadado un tema muy becqueriano.

Besos, Marina.

Pedro Ojeda Escudero dijo...

La mejor forma de que una tormenta no te desarbole es tener a alguien a quien secar la espalda. Y que te la seque.

Navarro dijo...

La forma de describir el mar y el cielo siempre es una buena forma de expresar los sentimientos. Una entrada muy bonita y una foto acorde al escrito. Un saludo!

Jo dijo...

Odio no tener tiempo para poder leerte más a menudo!

Preciosas líneas...

Un saludo

Ricard dijo...

Hola Marina.
Un mar de efectos meteorologicos enbriagan a quienes leen tus reflexiones.
Preciosa imagen, sobretodo viniendo del blog de nuestro amigo Jabo.
Abrazos.
Ricard

Groupdmt dijo...

A compliment for this crazy side. Actually I knocked through chance on that and thought myself to leave behind a nice entry and many greetings.
_____ \\\!!!///____
.._____( ô ô )____..
___ooO-(_)-Ooo___

Perhaps they view once on my homepages past! .
trazado de recorte

Jo dijo...

Muchas gracias por visitarme y por tu comentario!

Un saludo

Paco Cuesta dijo...

A todos nos pillaría desprevenidos si el preludio era azul

Satine dijo...

hola cuqui! Me encanta el mar, me carga de energía y renueva mi estado de ánimo. No te digo que me gustas cuando escribes, y lo que escribes porque te consta que es así, me gusta cuando te leo. Muchos besitos, ya queda menos para volver a mi casa con mi gente. Te guardo un rinconcito en mi maleta!! Besos un millón.

MariluzGH dijo...

Marina, la de la voz bonita :) me hizo muchísima ilusión escucharte y saberte partícipe -en cierta forma- de nuestra quedada en Pamplona. Tal vez algún día será en Béjar :)

Dos abrazos grandes para ti solita

MUY SEÑORES MÍOS dijo...

Jajajajajajjaaj.....


No he podido evitarlo, al pasar por este blogger, para contestarte, de camino me he topado con la respuesta de MARÍA, que decía: "No hay nada tan cambiante como el cielo, en el mar...". Tan melómana que se confiesa ella, parece no recordar la conocida ópera que la contradice radicalmente, pues nos dice con toda claridad que sí hay algo más cambiante: una pluma al viento, advirtiéndono que aún hay algo más.

Ah, y no lo digo por nadie... aunque luego salga pegando broncas. ;-)

Besos.

susana dijo...

Me encantan las tormentas. Te invito a visitar mi blog. Un saludo.

María dijo...

Este JUAN, se merece un tirón de orejas... tranqui que se lo doy yo por ti, MARINIA...jajajaja

Primero que yo no me he confesado nunca melómana... para eso hay que saber mucho y yo no sé casi nada...sólo una enamorada de la música, nada más...aunque es cierto... me apasiona ;))

Segundo que es usted un puntilloso JUANITO...porque, mirando el cielo y el mar...no sé como supone usted que me va a venir a la mente ni "Rigoletto" ni su "La donna è mobile" esas cosas sólo se le ocurren a usted...que siempre está al quite y a la defensiva... con lo güenísimas que somos nosotras ;))

Dicho esto... esa letra no es en absoluto cierta... sólo a un misógino como Verdi se le ocurría decir que...

”La mujer es cambiante, cual pluma en el viento,
cambia de palabra y de pensamiento.
Siempre su amigable, hermoso rostro,
en el llanto o en la risa, es falso..” .... ¡¡¡xD, xD!!! :))

Bueeeeno, un besito y quedamos en paz...no se me vaya usted a molestar... nada más lejos, sólo una bromilla...sabes que es con todo el cariño y confianza que te tengo...aunque también un poquito de miedo... sólo que soy muy pendenciera ;))¿te he vengado como tú mereces Marinita? jajaja

Muaaaaaaaaaaaksss para los dos y feliz día...


PD
Me iba al juzgado y me he acercado porque he visto una cosa rara en mi blogoroll de tu blog...¿ocurre algo? una cosa así..... -** ¿...?


A ver si esta tarde hablamos ... me voy pitando..

Mandalas, Espacio Abierto dijo...

Hola Marina

La fotografía de Jabo es preciosa, se avecina galerna y los que somos de la zona conocemos lo que supone ;).

Y las palabras que acompañan a la foto, son hermosas, bellas y reconfortan.

Besotes.

BB dijo...

Marinita: Regreso aquí y siempre encuentro algo hermoso y hoy, muy sutil.
No escuches a Juan. María habla de lo cambiante que se torna el cielo reflejado en el mar, no de lo mudables o indecisas que podemos ser le donne...
Besos,siempre
BB o como sabes que me llamo.

Monja de Clausura Orden de Predicadores dijo...

Mi querida Marina, aún estoy avisando a los amigos, pásate por mi blog a recoger un premio con motivo de mi cumpleaños que espero que te guste.
Te dejo mi ternura, no te olvido, ni niña
Sor.Cecilia

Jose dijo...

Me dicen en mi blog que también lo puedes considerar tuyo ,que hace un día publicastes algo nuevo.

Pero ni ayer ni hoy veo nada nuevo,me pregunto ¿Estaré quedandome cegarruto ?

Prohibido fumares malo para la salud y un gasto a la S.S.

Saludos yodados y por las brisas del mar transportados

MUY SEÑORES MÍOS dijo...

Con tu permiso, MARINA.

María, mira lo que pone la RAE:

melómano, na.

(Del gr. μέλος, canto con acompañamiento de música, y ‒́mano).


1. m. y f. Persona fanática de la música.


"Persona fanática de la música". Mira que pone "persona fanática de la música" sin especificar si es fanática por su calidad, sin decirnos si tiene que estar más cerca del "La, la, la" o de las fugas de Bach.

En fin, que por ahora y por estas, me libro del tirón; no es su caso, querida melómana amiga mía y de otros, que no sé si por error o por mujer, deberá mudar de posición, con su peso de pluma al viento. (Jijijijijiji....)

María dijo...

Muy buena la imagen de Jabo, en ese mar tan bello y con esos truenos que parece que los estoy escuchando desde mi mirada.

Un beso para ti y otro para Jabo.

Myriam dijo...

Estaban el uno para el otro, así se sobrepasa cualquier tormenta.

Besos

Habibi dijo...

Cuando uno esta en racha, los dedos van solos por el teclado.

Mis besos