8 de febrero de 2009

DIONI (Cuento para ver más lejos)





Mi gato tenía los ojos verdes y profundos, se llamaba Dioni como aquel vecino tan buena persona como gran bebedor. Mi complicidad con mi gato era tal que yo veía lo que él miraba y él sentía lo que yo soñaba.
Un día mi gato desapareció y mi corazón lloró de pena. Le busqué por los lugares donde van las niñas a pasear a sus gatos, mientras mi padre escudriñaba recovecos absurdos. Un día la intuición y el desconsuelo me llevaron a encontrarlo detrás de una puerta cerrada, acurrucado, envenenado por un droguero absurdo e insensato.
Ahora mis ojos son de un verde intenso y asombrosamente, veo en la oscuridad.




(Para mi preciosa Satine, con todo mi cariño)

11 comentarios:

Satine dijo...

ayssss qué honor...me has dedicado un post precioso!!!!

un besazo...muaksss

Marina dijo...

Dios mio que rápida eres cielo, todavía lo estoy retocando.
Un beso mi niña

Donce dijo...

Qué lindo Marina!
Un besito corazón.

Roy Jiménez Oreamuno dijo...

Lindo post y que ojos más bellos e intensos, en verdad que a veces el veneno mata hasta a los que amamos,
Saludos

Satine dijo...

que conste:

estoy muy miope...ya me gustaría tener esa vista!!!!

jajajajajajaa, besis mi niña wapa...gracias por lo de ayer...me animó mucho

Ñoco Le Bolo dijo...

.
en el umbral de algún lugar...

Recibí un comunicado anónimo que dice:
"me siento muy muy discriminado"
Fdo, Gato de un Seiscientos.

BSGNS
_____________________________
CristalRasgado & LaMiradaAusente
.

cuarentaydosymedio dijo...

Ojos verdes profundos
Mirada esmeralda felina
Escudriñas mi alma
Me arrebatas el corazón
Cuando a tus ojos te miro
el embrujo me hechiza
Pierdo mi razón
cuando a mis ojos me miras


Besos hechicera

Sinda dijo...

Yo también querría haber sido la dueña de ese gato.

mojadopapel dijo...

Marina, tu ves en la oscuridad y a la luz del dia con esa intuición felina...¿heredada de tu precioso gato?...Besos.

Ricardo dijo...

Que no Marina!.Que no te enteras!.
El gato que viste muerto era otro.
Al Dioni le han visto en Brasil con dos morenazas tipo Satine.
De todas formas para gatos gatos Alfredo y yo ¿O no, Alfredo?

Por cierto, a mi padre no le gusta nada el nombre que le has puesto al gato.
Besos de Ricardo.

Marina dijo...

Este trocito de cuento es todo real. Lo pasé mal cuando de pequeñaja encontré a mi querido gato envenenado. Nunca, más he vuelto a tener uno.

Lo de mis ojos verdes... ¿quien sabe, igual se me pegó algo? jajajajajaja..... Lo cierto es que me muevo bien en la oscuridad.

Ñoco, ¿gato de un seiscientos? jajajajaja me encanta, eres genial jajajajajajja.

Ricardo, Alfredo y tú no sois gatos, sois más bien dos tigres feroces dispuestos a saltar y comerse de un bocado a la pobre cervatilla (oséase yo misma) si se descuida. Snifffffffffff

Dile a tu padre que el gato se llamaba así por el cariño que yo le tenía a mi vecino, el hombre siempre sonreía y nos daba cosas a los niños. Ahora sé que su alegría provenía del levantamiento del vidrio, pero aún así, era un cielo de persona. joooooooo que me explique que tiene en contra del nombre. Además que culpa tengo yo si el otro Dioni era un "choricero".
Besos pa tí y pa tu "pa".
Por cierto, ¿Qué te parecen dos kilitos menos??????????

42'5 ¡¡¡¡¡Qué chulada de versossssss!!!!!. No sé que he hecho para merecerlos.... pero estoy encantada.
Besos felinos para tí

Sindita, cielo, te aseguro que era un gato muy especial.... y lo sigue siendo.......

Roy, el peor veneno no es el que se toma, si no el que te destilan lentamente, casi sin darte cuenta.
Besos con antídoto, por si acaso.

SATINE. Ando en tratos con ese amigo pa emparejaros jajajajajajajajja, ha entrado en tu blog yyyyyyyyyyyyyyyyyyy ¡Se ha enamoradooooooooooooooo!!!!!!!!.
TE ESPERAMOS.
UN BESO DE SU PARTE

Mjppl... ¡Qué bonita eres! Un beso verde, pero mu verde jajajajajajaj